El año 2015 ha sido declarado por la Organización de las Naciones Unidas (ONU) ‘Año Internacional de la Luz y las Tecnologías Basadas en la Luz’ con el objetivo de que la población en general tome conciencia de la importancia de las mismas en la vida cotidiana de los habitantes de todos los países y de su importancia para el desarrollo sostenible del planeta, más allá de que la luz haya sido imprescindible para el desarrollo de la vida tal y como la conocemos.

La llegada del LED

A lo largo de la historia se han desarrollado varias fuentes de luz artificial, pero la aparición de los diodos emisores de luz (conocidos como LED) ha supuesto un punto y aparte en la generación de luz con alta eficiencia energética y bajo impacto ambiental, tanto desde el punto de vista de la producción de residuos como de la contaminación lumínica. Estos dispositivos están permitiendo la creación de ambientes luminosos más confortables y adecuados a las tareas visuales a desarrollar en ellos.
Por el profesor Joaquín Campos Acosta.